Desachate · Concurso Jóvenes Creativos

Por esta idea, 30 personas se convirtieron en donantes. Es imposible tener la certeza de que sí o sí se salvará una vida, pero la ilusión de que así sea sigue intacta. Y eso, sinceramente, está muy salado.

video

Si algo me enseñó la vida...

... es que el celular y el alcohol a eso de las 4 de la mañana no hacen una buena dupla.

Los zapatos de Gri - Actualización II

Gri se tomó desde hoy unas tres semanas de licencia, así que por un tiempo no van a haber más actualizaciones... Buuuuuu...
Ella intentó ocultar sus verdaderas intenciones diciendo que se tomaba estos días para terminar la tesis, pero todos sabemos que en verdad lo hizo para ordenar cuáles zapatos ya usó así no repite...
En fin... Los dejo con la última actualización hasta el mes que viene. Por favor, especial atención a los de los fantasmitas del Pacman...


Golazo

Junto monedas de 5, me pongo una remera y salgo para el 24 (que en verdad creo que está abierto sólo 8 horas, pero como sigue hasta la madrugada, me queda más cómodo decirle 24). Yo iba a comprar puchos, algo que habitualmente hago. La cosa es que con esto que no venden más Marlboro Azul, me pasé a Nevada Box, y sinceramente, todavía no me acostumbré y no sé cuánto salen. Así que llevé 50 pesos. Cuando veo que el que me atiende me va a devolver monedas, le pregunto "¿algo dulce por esa plata?". Ni idea cuánto era el cambio, por lo que sigo sin saber a cuánto está el Nevada. Lo nuevo de esto va por el lado de lo que me ofreció:
Increíble. No la conocía. Lo juro. Capaz es la barrita de chocolate más vieja del mercado, pero a mí me suena que nunca la había visto en mi vida. Acepto su propuesta y me vuelvo a casa, con los Nevada y la Golazo. La inspecciono mínimamente y leo "tu barra ganadora". ¡Genial! No aguanto a llegar a casa y la abro para irla comiendo en el camino. ¡Más genial aún! Por más que sea un juego de palabras, de esos a los que los publicistas solemos huir, Golazo es un golazo.

Ser o no ser donante de órganos

Para el Concurso de Jóvenes Creativos del Desachate 20 nos plantearon un lindo brief: conseguir donantes para el Instituto Nacional de Donación y Trasplante de Células, Tejidos y Órganos. El lunes seguramente colgaré la idea que presentamos con Gabito, pero mientras tanto, paso el teléfono de informes del Instituto: 0800 1835. No sé... Estaría buenísimo que todos los que pasen por grageas al menos lo pensarán... Es un tema delicado, jodido; pero también es un tema lleno de prejuicios y miedos. Yo nunca me había visto siquiera frente a la duda de ser donante o no. No lo había ni pensado. Y ahora sí. Y te cambia un poco la vida.
Justo hoy leí una cosa de Liniers que tiene que ver. El tipo dice que no sabe si cree en la vida después de la muerte, pero sí en la muerte después de la vida. Tá. No sé. Insisto: ser o no ser donante es un tema jodido, pero hay que pensarlo.

Qué lindos recuerdos me trae esta foto

¡Mentira! Simplemente me parece muy cómica. Es más... ¡Es de hoy!
Ayer sábado en la filmación me morí de calor. Bueno... Para ser sinceros, no me morí. Simplemente, sufrí por el calor. Hoy domingo supuse que sucedería lo mismo. ¿Entonces qué hice? Me puse una remera, y por arriba, una camisa abierta. Ambas eran manga corta. Si se adelantaron a este texto y ya vieron la foto, habrán constatado que estoy con una camisa manga larga, por lo que no entenderán de qué carajo estoy hablando. Sigan leyendo... Bah... Si quieren... Yo de última sigo escribiendo. Cuando tengan ganas, el texto va a estar colgado por acá, así que todo bien...
Cuando llego al lugar donde estábamos filmando, descubro que no sólo están todos abrigados con canguritos, gorros, camperas, y si no me equivoco, algún que otro poncho, sino que se me quedan mirando. Como únicamente las madres saben hacerlo, mezclando un consejo con una pequeña dosis de rezongo, varios de los presentes me dicen "te vas a morir de frío". No consideré que debiera tomar al pie de la letra esas palabras. No sé... Volvemos a lo del principio. Soy de sobrevivir a las distintas temperaturas, así que lo de morirme me pareció un tanto exagerado. Tuve frío, es verdad, pero de ahí a la muerte...
A la persona número diez que viene con el mismo comentario, en vez de mandarla a cagar, le respondo "el frío es psicólogico". Ni yo me lo creía, pero tras que me estaba cagando de frío, que me vinieran a romper las pelotas recordándome todo el tiempo mi equivocación al momento de elegir mi vestuario para el largo día que nos esperaba, no daba. Aclaro que recién dije "cagando de frío", pero no era tan así. Es el mismo ejemplo de lo de la muerte... La gente suele exagerar un poco... Bueno. No entremos en detalles. Tenía frío y punto.
Cuando comprobé que el sol no calentaba una mierda y que al parecer se había encaprichado y no iba a hacerlo en todo el día, busqué soluciones.
¡La vestuarista tiene que tener algo para mí!, pensé. Me dirijo a ella y le comento mi situación. Duda y me comenta que seguro tiene ropa de abrigo para nenas, pero que se iba a fijar si me encontraba algo para nenes.
Yo soy nene, pero si venía con algo para nena que me sirviera, no iba a tener problema alguno. A ver... Tengo 27 años. Ya estoy grande para andar dudando de mi sexualidad simplemente por intentar dejar de temblar de frío. Bueno... Tampoco era que estuviera con principio de hipotermia. Tenía frío y punto.

A los minutos, ya cuando había perdido la esperanza de que la simpática muchacha encontrara algo para mí, la veo que viene con algo entre las manos. ¡Yupi! ¿Yupi? Me trajo la camisa con la que aparezco en la foto, que no sólo me quedaba grande, sino que no me gustaba y me hacía ver como un petisito. En verdad, el responsable de lo último fue el seudofotógrafo que me sacó la foto desde arriba. Y tá. Me aburrí de escribir. Con ustedes, la foto:

Post casi exclusivo para Flor

Digo "casi exclusivo" porque si en verdad el contenido de este post no pudiera ser leído por ninguna otra persona, no lo colgaría acá. Le mandaría un mail, ponele. O un SMS. O se lo digo mañana en el laburo. Y si se me cantara, la podría llamar ahora mismo. Pero no. Lo que tengo para decirle a Flor lo escribo acá y punto.

Querida Flor:
En relación al último comentario (ahora denominado sub gragea) que dejaste en una de tus visitas por acá, te comento que arreglé el tema del fechado mm/dd/aa. Ahora quedó dd.mm.aa. ¿Sos feliz? Bueno. Me alegro. Por otro lado, quería desearte un muy feliz aniversario. Y tá. Creo que nada más. Ah... Sí... Te queda muy linda la remera color terracota. Beso.

Terminada la parte del post para Flor, reflexiono: qué rara la gente que deja mensajes personales para personas específicas en lugares públicos. Pasacalles, subnicks en el msn, comentarios en los muros de facebook, etc. O sea... ¿Hay necesidad que todo el mundo se entere? Ups. Me acabo de dar cuenta que en cierta forma estoy hablando de mi propio blog...

Recién llegó y ya pelea un lugar entre los temas más escuchados en mi iTunes

Aunque nadie entienda el porqué, juro que esto es muy gracioso

Los zapatos de Gri

Un día la estábamos jodiendo a Gri con que venía a laburar a la agencia con ropa distinta cada día. Remeras, pantalones, polleras, camisas, accesorios, zapatos... Ella, con total naturalidad, pensó en defenderse diciendo que no alcanzaba a tener ni 50 pares de zapatos. Ni 50 pares de zapatos... Pobre... La jodimos más todavía... ¡Nosotros a lo largo de nuestras vidas no tuvimos 50 pares de zapatos! Gri, una divina total, se bancó la joda con cero stress. Una muestra de ello es que nos propusimos contar cuántos pares de zapatos tenía, o al menos, cuántos llevaba a la agencia. Es así que día a día, al llegar, soy el encargado de fotografiar sus pies para tener un testimonio gráfico de la investigación. Por ahora, y como si se tratara de un álbum de figuritas que está esperando completarse, así va la muestra:

Porque me imagino las preguntas de los lectores malintencionados de grageas, respondo que:
· Aunque colecciono fotos de zapatos de mujer, no soy puto.
· Aunque esté fotografiando pies día tras día, no tengo un fetiche con ellos.
En ambos casos, las respuestas tienen vigencia hasta nuevo aviso.


¿Por qué mierda te me pegaste?

A las 7 de la mañana de hoy arranco para la filmación de un comercial. Sí. Hoy. Domingo. Ayer, sábado, arranqué a la misma hora y terminamos a las 23. Hoy son las 19 y ya estoy en casa por suerte. Digo "por suerte" no sólo porque deseaba estar acá, sino porque quería abrir el iTunes y descubrir a qué canción correspondía la frase "podré caerme a pedazos pero acá siempre estás vos".
¡Frase del orto! Llegó a mi cabeza a eso de las 9 para quedarse. Sabía que era de una canción de No Te Va Gustar, pero no lograba identificarla o recordar alguna otra parte de la letra. Le preguntaba a la gente y nadie sabía. Pero la gente se olvidaba rápidamente. No era que se quedaran pensando y que después venían a mí a ayudarme. Ningún ningún. Estaba yo solito en la búsqueda. Yo y "podré caerme a pedazos pero acá siempre estás vos". Iluso, sospechando que tal vez la olvidaría, me puse una nota en el celular.
A esa altura, no sabía que tendría una compañera todo el día. "podré caerme a pedazos pero acá siempre estás vos". ¡¡La puta que te parió!! ¡¡Quiero saber ya de qué canción saliste!! ¿Por qué mierda te me pegaste? En determinado momento, ya finalizando la filmación, pensé que podía tratarse de "De nada sirve", pero lo poco que recordaba del resto de la letra medio que no correspondía con la parte que sí sabía.
La filmación terminó, y mientras esperaba el taxi, lo único que hacía era visualizar el momento de la develación. Llego a casa. Meto la llave, abro la puerta y subo las escaleras. Mientras se prende la máquina, escucho un mensaje de mi madre en el contestador. Todo bien mamá, ahora te llamo, pero tengo algo más importante que hacer. Ni bien se prende la máquina y se abre el iTunes, me voy de cabeza a buscar "De nada sirve". Pongo play:

De nada sirve el porqué,
de nada sirve el valor,
de nada sirve volver,
de nada sirve el adiós.
Seguro de nada sirve.

Yo me pregunté hasta cuándo
te querré como hasta hoy.
Vos me enseñaste llorando
que de nada sirve el adiós.
Seguro de nada sirve, mi amor.

Podré caerme a pedazos pero acá siempre estás vos.

Me gusta lo que no tengo
y quiero lo que no doy.
No me comprendo a mí mismo,
no sé entregarte la vida,
tampoco vivir sin vos.
Yo sé que de nada sirve, mi amor.

Podré caerme a pedazos pero acá siempre estás vos.
Podré caerme a pedazos pero acá siempre estás vos.

Mi jardín ya no te espera
porque ya corté la flor.
Y todo lo que me queda
es cantarte con el alma,
si te regale la voz.
Seguro de nada sirve, mi amor, mi amor.
Mi amor, seguro de nada sirve.

Recitado de Mario Benedetti:
Amar sin nadie, vaya cosa triste.
Sin nada que abrazar, ni Eva que nos abraze.
Amar con alguien, vaya cosa buena.

1 punto para vos

Entre ayer y hoy

10/03/09 - 20:58 - Con Gabito nos proponemos "vamos a tomar una tranqui..."
10/03/09 - 23:09 - Confirmamos que una nunca es una
11/03/09 - 00:25 - Descubro que estoy ebrio
11/03/09 - 00:52 - Apago el celular para evitar metidas de pata

¡¡Finalmente me llamaron de Santo!!

Yo no lo podía creer. Me suena el teléfono y cuando lo atiendo, me dicen "Hola, ¿Luis Gioia? Mirá: te estoy llamando de la agencia de publicidad Santo..." Yo piré. No puedo explicar lo que sentí en ese momento. Me quedé mudo... No pude ni responderle con un "hola" a la chica que amablemente me hablaba del otro lado. Por suerte no dije nada, porque ella siguió diciendo "era para pedirte que dejaras de mandar mails con tu carpeta de laburos. Sinceramente se estuvo analizando tu caso y se definió que en tu puta vida vas a trabajar acá. Gracias."

Charla conmigo

-Che... ¿Vos no escribías cuando estabas mal?
-Sí. Pero ahora es al revés: escribo cuando estoy bien.
-Ah... Mirá qué loco... ¿Te parece lindo eso?
-Y... No veo qué puede tener de malo...
-No... Yo qué sé... Veo que estás bien... Bastante bien en verdad, porque estás escribiendo pila...
-Bueno. No sé. Perdón. Si querés dejo de escribir, pero no voy a dejar de estar bien.
-Tá. Tampoco te me pongás así. Me gusta que estés bien. Y no todo, pero también me gusta algo de lo que escribís.
-¿Entonces?
-Nada... Dejame que me acostumbre a este nuevo grageas repleto de buena onda.

Amo a Lalala

Hoy volví a casa desde la agencia a eso de la 1 de la mañana. Como siempre, lo primero que hice fue ir a saludar a Lalala. Prendo la luz y descubro que está acostada en el medio del patio. Esto no sería extraño por el detalle de que estaba lloviendo. La saludo, estoy con ella un ratito y al despedirme, le digo "¡¡loca!! ¡¡andate bajo techo que te vas a empapar!!". Allá se fue al galponcito... Una divina... ¡¡La mejor perra del mundo!!

Yo no quiero un amor civilizado - Anexo

Los comentarios del post anterior me hicieron pensar un par de cosas. Por un lado, insisto con que me encanta que a la gente le dé por comentar acerca de lo que escribo. Me intriga saber quiénes son y cómo llegaron a grageas, pero está todo bien con que sigan dándose una vuelta por acá y dejen un testimonio anónimo de su visita. Pero por otro lado, me dio por pensar acerca de lo que decían algunos de esos comentarios...
¿Lograré escribir algo como la genialidad de Sabina cuando llegue esa persona? ¿O esa persona llegará cuando logre escribir algo como la genialidad de Sabina?

Yo no quiero un amor civilizado

Estaba mirando el último DVD de Fito Paez, No sé si es Baires o Madrid. Puntualmente, estaba con el backstage, donde están documentados los ensayos previos al concierto. Después de la etapa de Enemigos íntimos, Fito se iba a reencontrar con Joaquín Sabina para cantar juntos Contigo. En el backstage, se ve a Fito con Afo Verde (¡¡sí!! ¡¡el que estaba de jurado en Popstars o uno de esos!!) repasando la letra de la canción.
"Y morirme contigo si te matas, y matarme contigo si te mueres, porque el amor cuando no muere mata, porque amores que matan nunca mueren". Tras decirlo, comenta "esto, para mí, no sé, debe ser una de las cosas más hermosas que se han escrito sobre el amor".
Algún día quisiera escribir algo como eso...

12/01/09

Me picó el hambre. Voy hacia la heladera. La abro. Tras encandilarme, descubro allá al fondo, una mermelada de frutilla. No recuerdo haberla comprado. Tras seguir leyendo la etiqueta y descubrir que es light, confirmo mi sospecha: quedó de la última visita de mis padres. ¿Estará vencida? La miro por todos lados y no encuentro la fecha de vencimiento. No sé... Vendría pegada y se despegó... Sea como sea, ya no estaba más. Ya la tenía en la mano, así que entro a darle. Hogareñas + mermelada = todo bien. Cuando sacío mi hambre y me dedico a cerrar la mermelada, descubro algo. Apa apa. Mirá dónde estaba la pillina de la fecha de vencimiento: al costadito de la tapa. Resignado, me maldigo por no haber elegido una mejor opción para mi última comida...

Charla conmigo

-Me tenés abandonado.
-Sí.
-¿¡¿Cómo?!? ¿¡¿Así nomás lo aceptás?!? ¿¡¿No me lo vas a negar?!?
-Y no... ¿Para qué? Es verdad: te tengo abandonado.
-Ah... Perfecto... Ya vas a venir con el hipopótamo exhausto...
-Che... ¿El dicho no es con el caballo cansado?
-¡Puto!

Si algo me enseñó la vida...

... es que es mucho más placentero escribir cuando uno está bien que cuando uno está mal.

De a poquito, va entrando gente nueva...

Está buena la sensación de saber que hay gente por ahí leyendo lo que uno escribe. Me encanta. Sinceramente. Grageas empezó como una suerte de diario íntimo pero colgado en la web, cosa de tener acceso a él cuando y desde donde quisiera. Hoy ya es otra cosa, aunque no sé muy bien qué. Muchas gracias a todos los que me han hecho saber que les gusta. A los nuevos visitantes que han dejado comentarios, más gracias aún. Y ni hablar de los que hace tiempo vienen entrando a ver qué nuevo divague colgué. No sé. Me emocioné. Me debo a mi público. Voy a secarme las lágrimas y escribir algo nuevo. Arriba!!

Algo nuevo sobre mí

Obviamente que alguna vez había escuchado Radiohead… Creep y High and dry... Poco más. Sabía que todo el mundo se deshacía en elogios hacia el Ok Computer, pero por ese entonces, a mí no me llegó. No sé muy bien por qué, pero no. Capaz que estaba en mi etapa oscura y Radiohead me parecía comercial. No sé.
Tampoco me atormentaba tanto el hecho de que no me gustara el disco que a todo el mundo le gustaba. O seaVamo´ arribaEra simplemente un discoLos años pasaron y llegó la época de la universidad. En este caso, no sé si todo el mundo piró cuando salieron el Kid A y el Amnesiac, pero la gente de facultad sí. “Bueno”, me dije yo, “démosle una segunda oportunidad”.
¡Peor que en el primer intento! ¡Impenetrable! Y eso que lo intenté… Pero no. Estaban muy adelantados… “Ya está, no me gusta Radiohead” pensé. Hasta hoy.
El día parecía que no, pero al final se puso a llover como la gran puta y ameritó que me pasara horas escuchando el Ok Computer. Qué discazo, por Dios. Finalmente, llegué a la madurez necesaria para poder apreciarlo. Tardé un par de añitos… Pero me estoy encargando de recuperar el tiempo perdido. Con que suene un par de veces más, el iTunes ya lo dejará en las estadísticas como el disco más escuchado. Aproveché esta etapa de romance con Radiohead y me bajé el The bends, el Kid A y el Amnesiac. Y está todo más que bien con ellos también. Definitivamente, me llegó el momento de que me gustara Radiohead.
Eso me llevó a la conclusión de que estoy viejo. Bah… En verdad eso no, porque si a los 27 me gusta el disco de Radiohead que a todos les copó cuando tenían 16, estoy hecho un pibe. Lo de que estoy viejo me llegó por otro lado.
Es como un lugar común decir que a los 30 te empieza a gustar el tango. Yo, mientras escribo este post, me tomé un descanso de Thom Yorke y compañía. En este preciso instante el iTunes está a full con Julio Sosa, el varón del tango