Al que Dios no le da hijos

La tía Gregoria debe tener una casa grande, grande, grande para guardar todo lo que le han llevado en estos años.

2 comentarios :

¡Ay, Georgina! ¡Qué bolazo! dijo...

¿cómo que esta Gragea no tiene comentarios? ¡es muy genial!

Luigi Gioia dijo...

gracias por acabar con la injusticia. jeje.