Vengo del blog de otro

¿Uno se olvida de andar en bicicleta?
Sí señores. Uno se olvida -parcialmente- de andar en bicicleta. Sí. Nuestra memoria guarda algún recuerdo de aquel día lejano en el que aprendiste. Cuando tu viejo te ponía las rueditas para después quitártelas tan cruelmente y largarte al vacío. Y ahí pum, al piso. Así hasta que aprendiste. Anduviste en la bici como hasta los 15, 16, 17. Luego la largaste y nunca más. Ni para ir al almacén. Y la chiva ahí, tirada en tu casa, olvidada. Un loco día primaveral te querés hacer el que disfruta de la vida y la naturaleza y te decís ¿Y si salgo a andar en bicicleta? Te sentís super reconfortado contigo mismo. La sacás de donde la habías tirado pero... No sabés ni subirte, te cuesta mantener el equilibrio, ni hablar de hacer la gran manejo sin manos. El cucu te duele del asiento... Nervioso te largás. No sabés ni cómo bajar y subir cordones y obviamente sentís que no estás en el mejor estado físico. Sin embargo, gradualmente descubrís, que si bien uno se olvida de andar en bicicleta, las clases de tu viejo rindieron y alguna memoria te queda. ¡Así sea aunque le tengas que volver a poner las rueditas!

4 comentarios :

Alekséi dijo...

¿Es un post robado? No entendí el título.

Algo te queda, igual cuando te subís después de mucho tiempo a una bicicleta y descubrís que no te caés es una experiencia rara.

· · · l u i g i · · · dijo...

vengo del blog de otro es algo así como un post robado. son posts de otros blogs que me gustan.

ahora que hablás de caídas, no lo había pensado aún. supongo que en algún momento me caeré en mi bici nueva. qué embole.

Alekséi dijo...

Ah... ¿pero el link del original?

· · · l u i g i · · · dijo...

la autora de este post no quiere salir del anonimato aún...